¡Amarse no es ser egoísta!

Señores, yo puedo muy bien respetar sus opiniones, pero déjenme decirles que las personas que piensen que amarse es un acto de egoísmo, están muy equivocados(as).

Amarse no es ser egoísta, al contrario, es el primer paso para la felicidad. Y todos vinimos al mundo a ser felices, aunque ustedes no lo crean, porque todo lo que hacemos, debemos hacerlo con esa finalidad: ser felices.

Y puede que la felicidad sea momentánea, pero justamente son esos momentos los que debemos convertir en frecuentes… Por ello, el primer paso siempre va a ser el amor propio, porque cuando tú te amas, literalmente tapas tus oídos y no escuchas las críticas de los demás.

Recuerda que siempre habrá gente que amará lo que tú haces, pero también gente que odiará lo que tú haces. De igual forma, aquí lo más importante es que tú estés feliz.

Y eso sólo lo consigues cuando estás centrado en ti, en el amor que sientes por ti y en el hecho de aceptarte…