Salud de Mente y Cuerpo, Necesarios para el Éxito en Cirugía Plástica

La belleza como definición personal, en el contexto cultural y temporal, es una de las aspiraciones legítimas del ser humano y  como se  piensa desde tiempos antiguos  la salud mental está  íntimamente relacionada con el bienestar físico.

Al igual que la imagen influye en el estado mental, el estado mental pude influir en la imagen.  Por  ello es necesario  para  el  éxito de un  procedimiento  en  cirugía  plástica, tener expectativas realistas las cuales debe ser  evaluadas por un experto en salud mental como  el  psiquiatra o  psicólogo  en  busca de trastornos como son los delirios de percepción (trastorno dismorfico corporal), los trastorno de personalidad graves, la trastornos alimenticios, los trastorno del estado ánimo, los trastorno de automutilación, los  cuales son  más  frecuentes de lo que podemos  imaginar.

La complejidad que conlleva realizar un procedimiento quirúrgico estético y sus implicaciones adicionales, hace necesario seleccionar a un equipo de trabajo multidisciplinario (Cirujano Plastico, Psiquiatra, Nutriólogo, Psicólogo) en donde cada especialista asuma su rol y el paciente tenga el mayor de los beneficios disponibles.

Por tanto, es necesaria una identificación de posibles trastornos antes de la intervención para determinar qué personas pueden ser sometidas a un procedimiento de cirugía estética. Para disminuir casos de  pacientes  que pueden tener motivaciones y expectativas más allá de la  mejoría de su apariencia física.

Tomo prestado la siguiente orientación, de la Sociedad Española de cirugía plástica reparadora y estética: “Si usted está pensando en someterse a una intervención para intentar influenciar en alguien distinto de usted mismo, puede acabar decepcionado. Es posible que sus amigos o sus personas queridas respondan positivamente a su intervención, pero la Cirugía Plástica está pensada para producir cambios en usted, no en los demás”.

De manera que es fundamental para un  para una feliz recuperación luego de estos  procedimientos estéticos tener salud física y  mental previa la  intervención quirúrgica, sino es  así,  no  importa lo espectacular que  estés,  los resultados están previstos a ser un fracaso.