• In Blog

    Ocho consejos para un recuperación exitosa

    Es más normal de lo que imaginas el hecho de sentirnos abrumados(as) con todo aquello que debemos tener en cuenta antes y después de cualquier cirugía plástica para así lograr una recuperación exitosa. Sin embargo, precisamente por eso estoy escribiendo este post, para aconsejarte y ayudarte en todo lo que necesites…

    La pregunta es: ¿Cuáles son los pasos a seguir para lograr una recuperación exitosa?

    1- Utiliza ropa adecuada
    2- Mantén tu teléfono móvil lo más cerca de ti que puedas
    3- Compra los alimentos idóneos y tenlos listos de una vez
    4- ¡Tómatelo con calma! Pero no con demasiada calma…
    5- Dale un vistazo a los materiales pre-operatorios
    6- No olvides que es natural preguntar si las cosas son normales
    7- Desenrosca tapas de bebidas antes de la cirugía
    8- Come una cena nutritiva antes de la operación

    Verás que siguiendo estos tips al pie de la letra, más temprano que tarde te sentirás muy bien y como que no hubise pasado nada.

    ¿Inquietudes? No dudes en consultar conmigo

  • In Blog

    ¿Puede la cirugía plástica convertirse en un problema o adicción?

    Recientemente, en una entrevista para Telemundo, los moderadores me hicieron una pregunta interensantísima:

    ¿Cuándo la cirugía plástica nos ayuda a elevar nuestra autoestima y cuándo puede convertirse en un problema o en una adiccion?

    La verdad es que me encantó el punto, y por supuesto, te tengo la respuesta…

    Cuando nos realizamos una cirugía plástica desde el amor propio y la aceptación (y cuando hablo de “aceptación”, no me refiero al hecho de tirarnos al abandono. Al contrario, hablo de aceptar nuestras luces y oscuridades, nuestras virtudes y defectos) es con el propósito de cambiar, pero siempre desde un punto saludable. No desde un punto que nos conduzca a la vanidad.

    Y es que la cirugía no debería ser vista como otra cosa que no sea una herramienta para ayudarnos a sentirnos mejor.

    No obstante, como todo, pudiera llegar a convertirse, hasta cierto punto, en un vicio o una adicción. Y es comprensible, porque si te operaste la nariz, más adelante querrás hacerlo con los senos, luego las pompas, y así, sucesivamente…

    Y es allí donde debes marcar una línea. Pero, ¿cómo saber cuándo marcar esa línea para evitar que te realices una cirugía y después 20 más.

    ¡Pues es muy fácil!

    Debes estar emocionalmente saludable y psicológica y físicamente apta, pues precisamente por esa razón es que, en mi cosultorio, evaluamos qué tan listos están nuestros(as) pacientes.

    Partiendo de los resultados, podremos proceder… Recuerda que, para cada operación, sea una o sean cinco, se deben cumplir parámetros especiales a fin de evitar poner en riesgo tu vida.

    ¡Contáctame!

  • In Blog

    ¡Sé una mujer 360 sin perderte en el intento!

    Ya saben que siempre me gusta compartir con ustedes las preguntas que en ocasiones me llegan a través de mis redes sociales. Sólo de esa forma me aseguro de que el consejo que me están pidiendo no solamente llegue a la persona que me escribe, sino también a todas las que me leen.

    Ahora bien, recientemente una chica me preguntó, textualmente:

    Doctora. ¿Cómo puedo ser una mujer 360 y no perderme en el intento? Porque siento que siempre tengo tiempo para todo el mundo, pero no para mí.

    Principalmente a ella, que me está preguntando, pero también a ti, que me estás leyendo, les digo que si ustedes no tienen tiempo para ustedes y no se dan los mimos necesarios, adivinen qué va a pasar… ¿?

    ¡Correcto! Van a estar tan agotadas que no van a poder dar lo mejor de ustedes para el mundo.

    Así que las invito a poner en práctica tres acciones infalibles: A priorizarte, a amarte y a mimarte…

    En pocas palabras, consiéntete, dedícate por lo menos un día a la semana para asistir a un spa, a ponerte mascarillas, a tomarte un café contigo misma, a ir al cine, y otras tantas cosas que puedes hacer…

    De esta manera podrás potenciar toda esa luz que llevas dentro y regalársela al mundo.

    Y no lo olvides nunca, ¡tu prioridad eres tú!

  • In Blog

    No tienes que parecerte a nadie luego de tu operación

    Hace pocos días me escribió una chica de 19 años desde la ciudad de Nueva York, y me dijo que estaba muy emocionada porque sus padres, finalmente, le habían permitido realizarse su primera cirugía.

    Lo curioso del caso es que hizo especial énfasis en el miedo que la invadía debido a que, luego de la operación, no desea parecerse a ciertas celebridades y figuras públicas (entre modelos, cantantes, actrices, personajes de las redes sociales, etc.).

    Para ella, y para todas aquellas personas que me leen, mi recomendación es…

    No tienes que estar asustada con la operación, sea cual sea su finalidad (aumento del tamaño de las mamas, de los glúteos, etc.), pues recuerda que se te va a realizar un procedimiento de acuerdo a tus necesidades.

    No todo el mundo tiene que tener un molde específico, ni mucho menos tiene que parecerse a “X” o “Y” persona. No olvides que ¡eres tú!, ¡eres única!, y eso es lo que te hace ver súper bella y súper importante.

    Así que ¡tranquila!, que son procesos que se llevan a cabo de acuerdo a tu gusto y según las posibilidades de tu caja torácica, de tu cuerpo, de tus huesos y de tus músculos.

    Contáctame, realiza el cambio que deseas en ti y ¡sé parte de esto!

  • In Blog

    ¿Es importante el apoyo del entorno antes de una operación?

    Hace pocos días me escribió una chica y me dijo que, desde la edad de los 20, siente deseos de realizarse una liposucción. Cabe destacar que actualmente tiene 38 años y no se la ha realizado aún porque su esposo no está de acuerdo con dicha operación.

    También agregó que, cada vez que se mira al espejo, no se siente cómoda…

    Y en vista de que me pidió mi consejo como mujer y como doctora, lo primero que puedo decir es que, mi mejor recomendación para ella, para mis pacientes y para aquellas personas que no lo son (pero que me están leyendo), es que lo más importante es lo que tú sientes, y no lo que opine la otra persona sobre ti.

    Si no te sientes bien cuando te miras al espejo, estás en todo tu derecho de realizarte una cirugía.

    Pero sólo por esa razón. Porque quieres sentirte bien. Y no porque tu esposo te haya sido infiel, por ejemplo, o porque la vecina te está haciendo bullying

    Al contrario, debes hacerlo desde el amor propio y la aceptación.

    Así que, lo que no te gusta de ti, ¡SE PUEDE ARREGLAR! Y si quieres hacerlo desde el fondo de tu corazón y para sentirte bien, ¡dale para allá!, como decimos en buen dominicano.

  • In Blog

    Autoimagen: Tip para no rendirte en el proceso

    Antes de comenzar a trabajar la autoimagen, debemos tener en cuenta otras herramientas importantes, como la autogratificación, por ejemplo.

    Esta se refiere, específicamente, a que si hacemos algo bien, nos tenemos que aplaudir. ¡Es un deber!

    Y no es vanidad, tampoco aires de grandeza. Simplemente, si hacemos algo bien, debemos reconocernos a nosotros mismos y darnos esa autopalmadita en la espalda que muchas veces nos hace falta. Y además de la palmadita, darnos un gusto.

    ¿A qué me refiero con “un gusto”?

    Supongamos que yo estoy haciendo dieta, y duré sies días comiendo saludable y tomando agua… Si al séptimo día tengo ganas de comerme una pizza, ¿por qué no puedo hacerlo? No hay nada ni nadie que pueda impedírmelo, porque si yo cumplí mis objetivos durante los seis días previos, ¡no pasa nada si me como una pizza o un hotdog!

    De hecho, ¡es totalmente válido! Porque es una forma de decirnos a nosotros mismos: “¡Lo hiciste bien durante esos seis días!”, además de ser un apoyo para que no nos cansemos ni nos rindamos en el proceso, porque la idea es, con esa dieta que yo puse como ejemplo, o con cualquier proyecto real que emprendamos en la vida, no quedarnos en el camino…

    Por ello, somos nosotros mismos nuestra principal fuente de motivación.

    ¡Rendirse no es una alternativa!