• In Blog

    Tus limitaciones están sólo en tu mente

    Podría escribir un libro contándote todas las maravillosas experiencias que han vivido mis pacientes luego de la cirugía plástica. ¡Porque son miles! Sin embargo, hubo una que llamó poderosamente mi atención y permanece intacta en mi mente.

    Y por supuesto, ¡te la contaré!

    Una de mis barbies acudió a mí para una reducción de mamas.

    Cabe agregar que ella temía haber perdido sus cualidades para el canto después de haberse sometido a una cirugía de garganta, ya que su médico le aseguró que jamás volvería a cantar.

    Ante el lamentable hecho, su voz permaneció callada y en silencio durante mucho tiempo.

    El día de nuestro encuentro en el quirófano, mi anestesióloga y yo la animamos a que se atreviera a cantar algo durante el proceso operatorio. Y para sorpresa nuestra, rompió el miedo y decidió cantar un hermosísmo tema de la gran Whitney Houston.

    Ese mágico momento quedó plasmado en un video, y obviamente se viralizó luego de subirlo a YouTube.

    Entonces, entre la cirugía de mamas y la confianza que le inspiramos mi anestesióloga y yo, nuestra “barbie cantante” pudo recuperar su voz, con la que, por cierto, deleitaba a muchas personas. Y a nosotras, por supuesto, nos hizo vivir un momento mágico y especial.

    Esto lo relato sólo para que te des cuenta de que tus limitaciones están sólo en tu mente, aunque suene trillado. Recuerda que, como dice el refrán, “si puedes soñarlo, puedes hacerlo”.